Buscador Avanzado

Autor

Tema

Libro de la biblia

* Cita biblica

Idioma

Fecha de Creación (Inicio - Fin)

-

EL EXORCISTA ANÓNIMO

Written by
Rate this item
(18 votes)

Jesús descalifica categóricamente al Apóstol Juan por su visión patrimonial del Evangelio. El Evangelio es Patrimonio de la Humanidad y, consecuentemente, universal. El grave error cometido por la Iglesia es haberlo monopolizado.

Todos tienen derecho de recibir el Evangelio y los cristianos tienen el deber de anunciarlo sin excluir a nadie.”  (Papa Francisco)

27 de septiembre, domingo XXVI del TO

Mc 9, 38-43. 45. 47-48.

Juan dijo: Maestro, vimos a uno que expulsaba demonios en tu nombre, y tratamos de impedírselo porque no va con nosotros

En la Biblia del Peregrino: La Biblia de nuestro Pueblo, comenta su autor L. A. Schökel el pasaje del Exorcista anónimo que Juan critica con desmedido celo misionero. Jesús descalifica categóricamente al Apóstol por su visión patrimonial del Evangelio, pues una cosa es que los discípulos constituyan el grupo más cercano y otra, que se consideren los depositarios exclusivos del anuncio del mismo. “La universalidad del Evangelio no se refiere sólo a los destinatarios, sino también a los agentes”, puntualiza Schökel. Cierto es que en Marcos 16, 15, les otorga esta misión diciéndoles: “Id por todo el mundo proclamando la Buena Noticia a toda la Humanidad”. Pero en ningún momento la hace excluyente.

Qué bien le hubiera venido a Juan, en esta ocasión, recordar lo de su condiscípulo y también evangelista: “Quien no está contra nosotros, está a nuestro favor” (Mc 9, 40), así como la recomendación que Bartolomé de las Casas (1484-1566) le hizo siglos más tarde al Papa Pío V, refiriéndose al clero enviado a la recién descubierta América: Suplico que les mande aprender la lengua de sus ovejas, declarando que son a ello obligados por ley divina y natural”.

En el AT, Números 12, 26-29, se relata un hecho similar. Un muchacho corrió a contarle a Moisés que Eldad y Medad estaban profetizando en el campamento. Josué le pide que se lo prohiba. Moisés le respondió: “¿Estás celoso de mí? ¡Ojalá todo el pueblo del Señor fuera profeta y recibiera el espíritu del Señor!”. Jesús zanjó la cuestión de análoga manera: “Quien no está contra nosotros, está a nuestro favor” Mc 9, 40).

El Evangelio es Patrimonio de la Humanidad, y el grave error cometido por la Iglesia es haberlo monopolizado, haberlo mantenido secuestrado en sus arcas durante veinte siglos. Los discípulos de hoy tenemos la obligación de abrirlas, liberarlo y ofrecerlo en alianzas y proyectos comunes con cuantos piensen o no como nosotros. Hacer el bien es un Evangelio universal.

Michel de Montaigne (1531-1592), filósofo, escritor, humanista y moralista del Renacimiento, verdadero maestro de libertad, decía: “Considero a todos los hombres como mis compatriotas y abrazo tanto a un polaco como a un francés, subordinando este vínculo nacional al universal y común”. Y el español Juan Luis Vives (1493-1540), humanista, filósofo y pedagogo, escribió en su Tratado de socorro a los pobres, con mentalidad no menos universalista universalista : A ninguno tengo por cristiano que al prójimo necesitado no le socorre en cuanto puede”.

Todos tienen derecho de recibir el Evangelio y los cristianos tienen el deber de anuncialo sin excluir a nadie”, nos advierte el Papa Franciscoen la Evangelii Gaudium; incluido el Exorcista Anónimo: dejadle que impaciente blanda la espada de los testimonios. Y no es exclusivo para nadie ni de nadie, pues debe ser mensaje de concordia, ya que, como ha dicho el pasado domingo en la Plaza de la Revolución, en La Habana: “El servicio nunca es ideológico, ya que no se sirve a las ideas, sino que se sirve a las personas”.

 

EXORCISTA ANÓNIMO

¿Por qué Juan recriminas egoísta,
con desmedido humor, ardor y celo,
frustrándole el deseo y el anhelo
de ejercer su poder al exorcista?

No le impidas tú, Juan, monoteísta,
no le recortes más su sobrevuelo.
Déjale Juan que, con tanto develo,
prosiga su tarea surrealista.

Expulsar de la vida los demonios
es bien universal para la gente.
Jesús lo ratifica y lo bendice.

Quien no está contra mí, el Rabí nos dice,
conmigo está. Dejadle que impaciente
blanda la espada de los testimonios.

 

Vicente Martínez

Read 2507 times
Login to post comments