Print this page

CUANDO LA PALABRA SE HACE CUERPO

Written by
Rate this item
(43 votes)

Vivir

es dejar que la Palabra se haga cuerpo

en nuestro cuerpo humano,

cuerpo de carne y sangre

con espíritu bíblico

y aliento solidario.

 

Y para ello

se necesita paciencia y tiempo,

cántaros de esperanza compartida

y dejar que la semilla crezca sola

en nuestras entrañas humanas

aunque no sepamos cómo.

 

Vivir

es gestar en paz y con cuidado al esperado,

que siempre es nuestro hermano,

que viene ilusionado a su casa,

sin ánimo de destronarnos

y sí de enriquecernos y alegrarnos.

 

Pero para ello

hay que estar embarazados

o dejar al Espíritu que repose,

como él quiera, en nuestro regazo;

y ponerse de parto

para que la Palabra acampe entre nosotros.

 

Vivir es...

¡Ya estoy, Señor, dándote cuerpo!

 

Florentino Ulibarri

Read 6596 times
Login to post comments