Print this page

DADLES DE COMER VOSOTROS

Written by
Rate this item
(14 votes)

Una comida bien equilibrada es como un poema al desarrollo de la vida”. Anthoni Burguess

DOMINGO XVI DEL TO

Mc 6, 30-34

“Los Apóstoles se reunieron con Jesús y le contaron todo lo que habían hecho y enseñado, y él les dijo: Vosotros venid aparte a un paraje despoblado, para descansar un rato, pues no les quedaba tiempo ni para comer”

Así que se fueron solos en barca, a un paraje despoblado, pero muchos los vieron y se dieron cuenta. De todos los poblados fueron corriendo hasta allá y se les adelantaron, cuando desembarcaron, vio Jesús un gran gentío y se compadeció, porque eran como ovejas sin pastor.

dadles de comer

El evangelista Marcos dice en su evangelio: Jesús subió a la montaña y les fue llamando a los que él quiso, y se marcharon con él. Aparece el título de Apóstoles, que significa enviado, aunque Marcos prefiere hablar de discípulos, lo cual hace en numerosas ocasiones.

La expresión ovejas sin pastor (Números 27, 17 y Reyes 22, 17) ratifica la crítica de Jesús a los dirigentes religiosos y políticos de Israel que dispersan y extravían a su pueblo y en El Libro de los Reyes se comenta: Entonces el profeta Miqueas dijo: “Estoy viendo a Israel desparramado por los montes como ovejas sin pastor” y el Señor dice: “No tienen amo, vuelva cada cual a su casa, y en paz”.

Isaías dice en 56, 9-12: “Fieras salvajes, venid a comer, fieras todas de la selva porque los guardianes están ciegos y no se dan cuenta de nada, son perros mudos incapaces de ladrar, vigilantes tumbados y amigos del buen dormir, son perros con un hambre insaciable, pastores incapaces de comprender, ya que cada cual va por su camino, sin excepción, a su ganancia”

Poema de mi Libro Naturalia:

EL LORO

Mi vecino de enfrente tiene un loro.
Un regalo del cura.
Si llamas a la puerta te responde:
“Ave María Purísima. Hermano ¿quiere confesarse?”.
Y luego al despedirse,
en penitencia te larga diez rosarios.
Habla latín, y dice:
“Ubi charitas et amor, Deus ibi est”.
A mí, que soy ateo,
me repatea el latinajo.
A mi vecino, en cambio, el meapilas,
le chifla lo de “charitas et amor”.
Si tantos años ha vivido con cristianos,
¿por qué jamás citará el loro historias
de compasión y ayuda a los hermanos?

 

Vicente Martínez

Read 803 times
Login to post comments